fbpx

 

 

Entre el 21 y el 23 de agosto de 2020, nos dimos cita en Teruel un reducido grupo de moteros y moteras para disfrutar del fantástico entorno del lugar.

El punto de reunión era el Hotel Reina Cristina en el centro de la ciudad.

 

Perfecto para dejar las motos en el parking, refrescarnos con una buena ducha e ir a por unas cervezas, en la misma Plaza del Toríco a escasos 100 metros.

Poco a poco nos hemos ido acostumbrando todos a las nuevas normas sociales. Y las mascarillas se han vuelto imprescindibles cuando no vamos en moto. Queda claro que ir en moto es saludable y liberador.

Una buena cena degustando el jamón de Teruel en el Rokelin, sitio recomendable con una buena relación calidad precio.

Por la mañana en el desayuno a pesar de las mascarillas, nos identificamos por las camisetas. 

A las 9 como estaba previsto, salimos del parquin. 

Hacemos un poco de turismo improvisado por la ciudad, sus autovías y caminos sin salida hasta encontrar la gasolinera a 300 metros de nuestro Hotel.
Estas cosas las practicamos para poner a prueba la confianza del grupo, 

    Ironic On!!

Con los depósitos llenos, nos ponemos en marcha. Una temperatura inferior a los 20º y un cielo despejado, prometen un día espectacular para rodar en moto.

A poco menos de 50 kilómetros, llegamos a nuestro primer punto de interés marcado en el libro de ruta. El nacimiento del río Tajo.

Uno se espera un nacimiento algo más vistoso para tan magnífico río, Aunque el lugar da para originales fotos.

Ya metidos de lleno en la ruta proseguimos.

Por recomendación de nuestro particular guía local, tomaremos un desvío a los pocos kilómetros para llegar a los pies de los Montes Universales, hasta el Cerro de la Muela.

Con una visión aérea a 1.790 metros de altitud en el Puerto del Portillo somos testigos de la división de las vertientes atlántica y mediterránea.

Ahí lo tenéis…

Volvemos sobre nuestros pasos para seguir por el Track marcado.

La temperatura va subiendo, pero no es molesta en absoluto. Ya metidos en la Serranía de Cuenca los pinares nos protegen del sol.

La carretera se vuelve más sinuosa y de relajada conducción a su paso por Tragacete.  Antes del mediodía, llegamos al siguiente nacimiento. El rio Cuervo. 

Más grande y más turístico. Tiene un par de bares/restaurantes de los que daremos buena cuenta.

Antes dejamos las motos en el gran aparcamiento y damos un corto paseo hasta el mismo nacimiento. Foto de rigor en el pequeño salto de agua.

Seguimos en ruta dirección al restaurante.

Por delante uno de esos caminos asfaltados, llenos de gravilla,   agujeros y muchos más coches de frente de lo habitual. Por lo que había que tomarlo con calma y precaución.

Un par de excursiones no previstas por gentileza de la casa y finalmente llegamos al restaurante Casa Parri.

Comimos bien y amenizados por el posadero, que nos vendió la zona como buen vecino y nos hizo un mapa digno de las mejores rutas.

Aunque no seguimos su ruta por falta de tiempo, es de agradecer el interés de las personas por dar a conocer y compartir lo mejor de su tierra.  

Vuelta relajada por la Sierra de Albarracín y llegada al Hotel a muy buena hora para una merecida ducha y posterior cerveza. 

Una buena cena puso fin a un día que acabó siendo caluroso y eso nos pasaría factura. A las 11 de la noche no quedaba ni un alma en pie.

Otro desayuno entre mascarillas y preparados para afrontar el último tramo del Tour. Este año hay que hacer la Ruta del Silencio # the silentroute que es como se pronuncia allí.

Queremos nuestra foto con la cabra como todo el mundo.

Aunque antes hay que hacer unos cuantos kilómetros, por una carretera que la verdad es muy bonita y divertida.

El Órgano de Montoro, es sencillamente espectacular. De aquellas formaciones montañosas que te distraen de la conducción.

Finalmente llegamos a la codiciada foto.

Ahí queda para el recuerdo.

Gracias a este magnífico grupo por la participación  y buen rollo.

4 comentarios de “Ruta de los Ríos

  1. Emili dice:

    Yo, motorista r desde las suzuky de los 80s doy fe que fue una salida excepciónal. Y turística en la justa medida. Un gustazo ir en pareja, però también con auténticos motoristas. Algo difícil de encontrar en este mundo de conce y postureo.

    • admin dice:

      Gracias por tus palabras Emili.
      Son nuestra gasolina 🔝
      No solo os integrasteis perfectamente al grupo, si no que le has dado mucha vidilla 👉
      Un lujo teneros estos días.
      👋

  2. Àlex Jaumà dice:

    Buena historia… Y buena ruta que hicimos. Otra salida más con Moto Experience (repetimos muchos que hicimos la Transpirenaica, altamente recomendable) y seguro que habrán más. Júlio sabe encontrar las buenas carreteras moteras (algunas con sorpresas incluídas, jajaja) y es un placer rodar a su rueda.
    Además esta vez vino mi mujer :), lo que no es nada habitual pero fuimos muy bien.

    • admin dice:

      Gracias Alex.
      Por supuesto que habrán más salidas.
      Ya eres un habitual y poco a poco tu mujer también.
      La vamos a enganchar a las rutas en moto 💪
      Un placer rodar con vosotros
      👍

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *